¿Cómo será el cielo?

R.C. Sproul | November 18, 2016


Cuando estaba en el seminario estaba convencido que uno de mis profesores, altamente estudiado, tenía la respuesta a cualquier pregunta teológica. Recuerdo que estaba tan asombrado de él que un día, con gran expectativa, le pregunté: “¿Cómo es el cielo?”. ¡Le pregunté como si él hubiera estado ahí y me pudiera dar un reporte de primera mano! Por supuesto, me dirigió de inmediato a los últimos dos capítulos del Nuevo Testamento, Apocalipsis 21 y 22, en los cuales obtenemos una imagen visual extensiva de cómo es el cielo. Algunos lo menosprecian al considerarlo mero simbolismo, pero debemos recordar que los símbolos en el Nuevo Testamento apuntan a una realidad más profunda y grandiosa que lo que describen por ellos mismos.

Es ahí donde leemos de las calles de oro y de los tesoros de joyas que adornan la Nueva Jerusalén que desciende del cielo. En la descripción de la Nueva Jerusalén escuchamos que no hay sol o luna, no hay estrellas, porque la luz que radia de la presencia de Dios y de su Ungido es suficiente para iluminar el lugar entero por medio del resplandor de su gloria. Se nos dice que no hay muerte, no hay dolor, y que Dios enjugará toda lágrima…


To read the rest of this article, visit https://www.thegospelcoalition.org/coalicion/article/como-sera-el-cielo.