Cuando nuestros anhelos no son satisfechos

​Patricia Namnún | July 19, 2016


Hace unos 6 años, específicamente el día de nuestro segundo aniversario de bodas, mi esposo y yo nos enteramos de que, humanamente hablando, las posibilidades de que pudiéramos tener hijos eran muy mínimas. Teníamos un año queriendo tener hijos, y al ver que nada sucedía comenzamos a investigar qué estaba sucediendo. Fue en medio de ese proceso donde nos enteramos de esa noticia.

Todas nosotras tenemos o hemos tenido anhelos que no han sido satisfechos: el anhelo por un esposo, salud, maternidad. Deseos profundos de nuestros corazones que Dios ha decidido en su gran bondad y soberanía no conceder.

Los tiempos de espera

La espera es una temporada de prueba para nuestros corazones, y es una espera que produce un carácter probado, como bien nos enseña el libro de Santiago. Es un tiempo que Dios no desperdicia sino que lo usa para conformarnos a la imagen de su Hijo.

En la Palabra de Dios tenemos distintos relatos de tiempos de espera. Moisés esperaba por la liberación del pueblo de Dios. José esperaba desde una prisión. Ana esperaba por un hijo. Pero así como tenemos estas historias, también tenemos otros pasajes que nos muestran la condición de nuestros corazones en medio de la espera, y nos…


To read the rest of this article, visit http://www.thegospelcoalition.org/coalicion/article/cuando-nuestros-anhelos-no-son-satisfechos.