El Dios inmutable

Enrique Padilla | October 25, 2016


La vida de Shirley Mason fue documentada en la novela “Sybil”, de Flora Rheta Schreiber. Mason estudió en la universidad de Columbia y trabajaba como maestra sustituta. Ella sufría de muchas ansiedades y de un desorden emocional que no la dejaba tranquila, por lo que buscó a una psiquiatra llamada Cornelia Wilbur para recibir ayuda. Shirley parecía ir empeorando con el tiempo, su personalidad iba distorsionándose, al punto donde Shirley tenía múltiples personalidades, desarrollando 16 distintas.

Esto llegó a ser conocido como el “trastorno de personalidad múltiple”, aunque después llegó a ser nombrado “trastorno de identidad disociativo”. A veces su personalidad era la de una mujer enojada y violenta, luego era una pequeña niña temerosa, luego una mujer atractiva de origen francés, e incluso personalidades masculinas. Con el paso de los años, el caso de Shirley Mason estuvo lleno de controversias, hubo varias conjeturas de que Wilbur manipulaba a Mason, haciéndola creer que sufría de algo que ni siquiera existe.

No vamos a entrar en discusiones psicológicas, pero ¿te imaginas a un dios en este estilo? Que primero te diga que te ama y a la mañana siguiente te voltea el rostro con odio; que promete perdonar tus pecados, pero…


To read the rest of this article, visit https://www.thegospelcoalition.org/coalicion/article/el-dios-inmutable.