Siete principios para padres enojados disciplinando niños enojados

Kevin DeYoung | November 15, 2016


Odio admitir que el título de este artículo describe mi hogar con demasiada frecuencia. Nunca (o al menos eso me parece a mí) he perdido los estribos con mi esposa, mi personal, o mi congregación. Pero, lamentablemente, muchas veces siento (¿y actúo?) como el pequeño Ira de la película “Intensamente” cuando se trata de mis hijos. Demasiados suspiros frustrados, voces, y tonos ásperos (¡y eso es solo de parte de los padres!).

En Efesios 6:4, Dios dice a los padres —aunque yo creo no estaría mal que las madres escuchen también— que eduquen a los hijos en la disciplina y amonestación del Señor. También advierte en contra de provocar a nuestros hijos a la ira. Entonces, ¿cómo hacemos lo uno sin lo otro? ¿Cómo disciplinamos niños exasperantes sin exasperarlos innecesariamente?

Al comentar sobre Efesios 6:4, Martyn Lloyd-Jones ofrece siete principios que rigen nuestra acción disciplinaria como padres (La vida en el Espíritu, 278-284). Los títulos y los comentarios son míos. Las citas son del Doctor.

1. Autocontrol

“Somos incapaces de ejercer verdadera disciplina a menos que seamos capaces primero de ejercer el autocontrol, y disciplinar nuestros propios ánimos” (278).

El objetivo es que los niños estén menos enojados, no que los padres se…


To read the rest of this article, visit https://www.thegospelcoalition.org/coalicion/article/siete-principios-para-padres-enojados-disciplinando-ninos-enojados.