Teniendo comunión con Dios en los días “locos”

David Mathis | June 1, 2016


Todos hemos estado ahí. Tal vez hoy es uno de esos días para ti: Un día loco, un día de ajetreo. Por lo menos espiritualmente.

Espero que tengas tu propia rutina y tus “hábitos de gracia”, tu propio lugar y tiempo para buscar una comunión diaria con Dios. Puede ser que ya tengas tu rutina: en cuanto suena la alarma en un día normal, tienes tu esquema y ritmo para levantarte, preparar el desayuno, y alistarte, para prepararte para tu tiempo corto pero substancial de “sumergirte en la Palabra”, y así restaurar tu mente, rellenar tu corazón y recalibrar tu perspectiva antes de enfrentar un nuevo día.

Pero ahí vienen esos días de locura. Y pareciera que vienen con más frecuencia de lo que esperabas. Pudo haber sido esa conversación hasta altas horas de la noche –importantísima, por supuesto– pero que hizo que apagues la alarma más de una vez al día siguiente. O tal vez el visitar a algunos familiares, o el tenerlos de visita en tu casa.

O para los que son padres con hijos pequeños, fue el hijo (o los hijos) que no durmió durante toda la noche, o se levantó demasiado temprano pidiendo desayuno y tu atención. O…


To read the rest of this article, visit http://www.thegospelcoalition.org/coalicion/article/teniendo-comunion-con-dios-en-los-dias-locos.