Por qué la iglesia necesita amistades intergeneracionales

| February 27, 2015


Micha tinta se ha derramado sobre el problema de la “brecha generacional”. Si la cultura occidental divide a las generaciones por compartimientos, ¿cómo pueden las iglesias ministrar de la mejor manera a estas tribus cada vez más divididas? ¿Adoración mixta? ¿Acomodándoles con servicios tradicionales y contemporáneos? ¿Crear ministerios enfocados en una generación y dejar que los demás se acostumbren o adoren en otro lugar?

Suena como un problema organizacional de la iglesia. Pero el verdadero problema, y ​​la verdadera solución, no es organizacional: es personal. El verdadero problema es que cada vez hacemos menos y menos amistades que cruzan las líneas generacionales.

La comunidad intergeneracional es parte de la visión de Dios para la iglesia (ver Tito 2). Es una visión hermosa, y la amistad es la clave. Cuando los cristianos creen que vale la pena sacrificarse, nuestras iglesias empezarán a reflejar esa belleza multigeneracional.

Beneficios de las amistades intergeneracionales

Estas son algunas de las cosas que ganamos al hacer amigos a través de generaciones:

1. Sabiduría. El beneficio más evidente es la sabiduría que viene de perspectivas distintas a la nuestra. Estoy seguro que cada generación es diferente a las demás, pero las actuales han crecido en mundos casi únicos. La Gran Depresión…


To read the rest of this article, visit http://www.thegospelcoalition.org/coalicion/article/por-que-la-iglesia-necesita-amistades-intergeneracionales.