Vale la pena las dificultades en las misiones

Sean DeMars | April 28, 2016


En 2009, mi esposa y yo miramos alrededor nuestro y no vimos nada, solo gente perdida, millones de ellos. Estábamos en Mosul, Irak, y la realidad del evangelio se agolpaba en nuestros corazones como nunca antes. No sabíamos lo que íbamos a hacer, pero sabíamos que teníamos que hacer algo. El Señor nos llamó a la Cuenca Alta del Amazonas.

Después de tres años y medio de servicio, decidimos volver a casa sin haber completado la misión. El grupo de personas que nos propusimos alcanzar con el evangelio de Cristo todavía no ha sido alcanzado. Todavía están muertos en sus pecados y en la gran necesidad de un Salvador. Estábamos quebrados; absolutamente destrozados. Se siente como si hemos fallado.

Nadie va a escribir un libro acerca de nosotros. La gente no contará nuestra historia en conferencias misioneras. Probablemente no seremos invitados a ir y compartir en las iglesias, o a hablar con los futuros misioneros sobre las claves del éxito en las fronteras. Nos vamos a casa, amoldándonos a una rutina normal del trabajo y de la vida - y lamiendo nuestras heridas por ahora.

Dimos todo para la misión. No voy a entrar en detalles aquí, ni voy a…


To read the rest of this article, visit http://www.thegospelcoalition.org/coalicion/article/vale-la-pena-las-dificultades-en-las-misiones.